MEJORAR SEXO EN PAREJA 4

Y por último el tacto…La piel es el órgano sexual más grande que tenemos, del que podemos disfrutar y nos ayuda a percibir al otro. A través de nuestra piel nos acarician y estimulan. Este ejercicio es recomendado tanto a solas como en pareja. Se trata de SENTIR, potenciar el sentido del tacto de forma que seamos más conscientes de el potencial dePLACER que tenemos. Ahora mientras lees, haz el ejercicio de intentar sentir tu ropa,  de como está en contacto con tu piel, siéntela en tus piernas, tu espalda…. Cierra los ojos y percíbela. Nuestra piel se habitúa al contacto y hacer un ejercicio consciente de sentir es más que recomendable.

Empezaré por recomendaros hacerlo a solas. Dedicate un tiempo de unos veinte minutitos, como muy poco diez, pero veinte mejor. Ahora que hace frío, mejor caldea una estancia en la que puedas estar cómod@. Desnúdate y acaríciate, empieza por los pies, por ejemplo, su dedos, ejerce diferentes presiones, masajealos, utiliza objetos, de diferentes texturas, aceites…  ¿qué sensaciones tienes? Si te distraes y vienen pensamientos a tu cabeza, apártalos…déjalos que se vayan, céntrate en SENTIR, sube y completa todo tu cuerpo, hasta llegar a la cabeza. Si no dispones de tiempo puedes intertar hacerlo en la ducha, siente cómo cae el agua, las sensaciones que te transmite, el calor, cómo la calidez del agua recorre toda tu piel….. Haz consciente cómo tu piel te transmite miles de sensaciones de las cuales muchas son muy placenteras. El frescor de la mañana fría, cuando una nube deja pasar un cálido rayo de sol….

 

Ahora pasamos a hacerlo en pareja, mi recomendación que dispongais de cerca de una hora en la que nadie os moleste, silenciar móviles, teléfonos..que no os interrumpan. Ambientar la estancía, que esté cálida y, a gusto de cada pareja, poned velas, inciensos, atenuar las luces… cada uno que disponga como mejor le parezca. La idea es acondicionar un ambiente para la relajación y potenciar los sentidos. En este ejercicio siempre recomiendo que la disposición es EXPLORAR, no se trata de excitar, sino de INVESTIGAR el PLACER del otro, observar las reacciones que provoco en mi pareja, qué cosas son las que le gustan, qué cosas no, en qué zonas le resultan más placenteras mis caricias…. Con esta disposición de EXPLORAR y SENTIR, nuestra imaginación nos puede ayudar, utiliza pañuelos, plumas, cepillos, objetos metálicos, ¿fustas? (esto con mucho cuidado y con el consentimiento del otro), aceites…Es cuestión de ser creativo.

Ahora sí que ya nos hemos preparado se trataría de que os turneis, primero uno y después el otro, cada uno unos veinte minutos. Hablar lo menos posible, sólo si algo no nos gusta o para reflejar que algo nos gusta mucho especialmente. Acariciar, besar, masajear, lamer, pellizcar…Lo que se os ocurra y que no quede ni un rincón del cuerpo sin tocar. Analizar después, poned en comun lo que más os ha gustado lo que menos, si habéis descubierto alguna zona placentera, como detrás de las rodillas, debajo del pecho o entre los dedos de los pies…. (¿asco?…qué pasa para que te dé asco…piénsalo). Si nos surgen las cosquillas, respira, céntrate en sentir… Muchas veces las zonas que en las que sentimos cosquillas son zonas susceptibles de un gran placer.

Os invito a hacerlo es muy gratificante, ah! y no olvideis que no se trata de estimular sexualmente al otro.

Eva Candela. Tu psicólogo en Elche.

 

 

 

Comments are closed.